Plásticos Contaminan las costas de Rapa Nui

Cada  año millones de  toneladas de plásticos son arrojados a  los océanos.  La mayoría de estos desechos flota en la llamada “Gran mancha de basura del Pacífico Norte”, contaminando las especies marinas. Rapa Nui está recibiendo los desechos provenientes del Giro del Pacífico Sur.

El pasado mes de abril, la tripulación del  Sea Dragon,  integrantes de la Organización No Gubernamental “5 GIROS”,  liderada por Marcus Eriksen y Anna Cummins,  visitó Isla de Pascua en el contexto de su  investigación sobre el impacto global de la contaminación marítima producida por los desechos  de plástico. Hasta la fecha han  recorrido más de  20.000 millas marítimas realizando exploraciones en los 5 giros oceánicos subtropicales.

Anuncio Destacado

Un giro oceánico es un gran remolino de agua de miles de kilómetros de lado a lado, impulsado por fuertes vientos que fuerzan estas corrientes en sentido del reloj  en el hemisferio norte y en sentido contrario en el hemisferio sur. Los centros de estos giros subtropicales son zonas de alta presión debido a los vientos del oeste en el lado norte del giro y los vientos alisos del este en el lado sur. Todos los desechos no biodegradables como botellas, bolsas de plásticos, entre muchos otros que   son liberados a  los  océanos , son atrapados por estos remolinos. Uno de los cinco grandes giros oceánicos subtropicales es el “Giro del Pacífico Norte” (North Pacific Gyre) denominado  “Sopa de Plástico” o “Gran mancha de Basura del Pacífico” (Great Pacific Garbage Patch). Es una zona cubierta de desechos plásticos y de otro tipo que han sido atrapados por las corrientes del giro. Se estima que tiene un tamaño de 1.400.000km2 y el 80% de la basura proviene de zonas terrestres y sólo el 20% de los barcos.  A pesar de su tamaño y densidad, este basurero oceánico es difícilmente visible mediante fotografías satelitales y tampoco es posible localizarlo con radares.  Cada  año millones de  toneladas de plásticos  van a parar a los océanos y en el mar los plásticos absorben la polución en altas concentraciones, desintegrándose de tal manera que puede ser comido por los organismos marinos que viven en la superficie, entrando por completo en la cadena alimenticia.

Las expediciones de este grupo de investigadores comenzaron en el año  2008 con la exploración del Giro del Pacífico Norte, posteriormente el “Giro Atlántico Norte” (2009), “Giro Océano Índico” y  “Giro Atlántico  Sur” (2010),  finalizando en 2011 con el “Giro del Pacífico Sur”,  ubicado cerca de Isla de Pascua. Mediante redes especiales “Nasa” recolectan muestras de plásticos que se encuentran  en cada una de estas corrientes circulares  para realizar los estudios sobre el tipo de  plástico flotante en los giros. De igual forma, recolectan peces para entender cómo  la ingesta de partículas micro plásticas afectan los ecosistemas marinos y realizan estudios para conocer el impacto de la contaminación de los plásticos en nuestra salud. Anna Cummins, científica de la expedición señala que: “Los desechos se van deshaciendo en  partículas muy pequeñas y  estos fragmentos de plásticos se  quedan muchos años dando vueltas en el mar y lo peligroso  es que los peces lo están comiendo. Se  está dañando  el organismo  de nuestra fauna marina y si nosotros comemos los peces podemos  terminar de alguna manera consumiendo nuestra  propia basura”.

Anuncio Destacado

Rapa Nui está recibiendo  todos los desechos de las corrientes del Pacífico Sur   y  para una demostración en terreno, la agrupación realizó una expedición al Ahu Tongariki  y Ovahe. Se ejecutó un trabajo de limpieza en el borde costero, donde se encontraron grandes  cantidades de  residuos plásticos y de  basura. Maeva Icka de la Unidad de Gestión Ambiental Municipal, coordinadora de la visita, nos cuenta: “Aprendí,  con esta  salida a terreno, que debajo de cada roca están las micropartículas de plásticos y que son altamente contaminantes”.

Para comunicar  el impacto  global de la contaminación, los investigadores han organizado expediciones invitando a científicos y otros profesionales a unirse a su tripulación, realizando charlas educativas en los colegios de cada lugar que visitan y Rapa Nui no fue la excepción. En el Colegio Lorenzo Baeza Vega  explicaron a los jóvenes  los efectos nocivos de la  polución en el mar y la importancia de cuidar el medio ambiente.

Anuncios Destacados

Reportajes relacionados:

El Tavake y su descendencia

El Tavake y su descendencia

El Tavake Y su descendencia, un desafio para Rapa NuiUno de los lugares más hermosos en la isla es la cantera de Moais en el Rano Raraku, y cualquiera que lo haya visitado ha visto o escuchado a los Tavakes. Estas majestuosas aves blancas vuelan y revolotean por sobre...

Toromiro Revive en Rapa Nui

Toromiro Revive en Rapa Nui

Toromiro Revive en Rapa Nui Recuperacion Etnobotanica   El Toromiro, árbol sagrado, plantado en los alrededores de los centros ceremoniales, fue declarado extinto hace más de 50 años. El último ejemplar que se observó fue en el cráter del Rano Kau durante la...